Madrid 91 002 94 85
Barcelona 93 706 03 03
Valencia 96 312 12 06

Urgencias 24hs 651 07 12 89
Servicio en Toda España

 

Características y Conductas Comprendidas En El Delito De Acoso

Características y Conductas Comprendidas En El Delito De Acoso

El Delito de Acoso

Características y Conductas Comprendidas En El Delito De Acoso

Somos Abogados Especialistas en Acoso


 

Emparentado con los delitos de amenazas y coacciones, ha sido incorporado por el Legislador a nuestro Código Penal, un tipo específico para el delito de acoso, en respuesta al auge de esta clase de conductas, sobre las que ha considerado necesario dar un tratamiento concreto.

Este artículo castiga con pena de prisión o multa a aquel que acose a otra persona, a través una serie de conductas tipificadas cuando:

■  Lo realice de forma insistente y reiterada (Más de 3 veces en un breve lapso de tiempo)

■  Sin estar legítimamente autorizado

■  Altere gravemente el desarrollo de su vida cotidiana

 

Qué conductas comprende el delito de acoso


 

Como es posible observar en los 4 supuestos que recoge el Art 172 ter 1, esta norma persigue una serie de conductas muy concretas que se producen por ejemplo cuando:

■  Una persona vigila o persigue a otra

■  Se contacta a través de redes sociales

■  Alguien emplea los datos personales de otro para contratar servicios en su nombre

■  Se atenta contra la libertad o patrimonio de otro o un allegado a este

 
IMPORTANTE: Estas conductas tienen que cumplir todos los elementos del tipo, por lo que los supuestos planteados, no se consideran comprendidos en este artículo, si no se producen por ejemplo de forma “insistente y reiterada”.

Muestra de la actualidad de esta norma es su inciso segundo, que castiga a aquel que contacte o intente contactar de la forma configurada en el tipo, “a través de cualquier medio de comunicación”, lo cual comprende hechos muy frecuentes de esta índole, que se producen a través de medios como las redes sociales (Pej: Facebook).

El delito de acoso sólo es perseguible mediante denuncia de la persona agraviada o de su representante legal.
 
Abogados Especialistas en Acoso

Despacho de Abogados Especialistas en Acoso

 

EL DELITO DE ACOSO EN EL CÓDIGO PENAL

Como Abogados Especialistas en Acoso poseemos un profundo conocimiento de la ley


 

Artículo 172 ter

 
1. Será castigado con la pena de prisión de tres meses a dos años o multa de seis a veinticuatro meses el que acose a una persona llevando a cabo de forma insistente y reiterada, y sin estar legítimamente autorizado, alguna de las conductas siguientes y, de este modo, altere gravemente el desarrollo de su vida cotidiana:

1.ª La vigile, la persiga o busque su cercanía física.

2.ª Establezca o intente establecer contacto con ella a través de cualquier medio de comunicación, o por medio de terceras personas.

3.ª Mediante el uso indebido de sus datos personales, adquiera productos o mercancías, o contrate servicios, o haga que terceras personas se pongan en contacto con ella.

4.ª Atente contra su libertad o contra su patrimonio, o contra la libertad o patrimonio de otra persona próxima a ella.

Si se trata de una persona especialmente vulnerable por razón de su edad, enfermedad o situación, se impondrá la pena de prisión de seis meses a dos años.

2. Cuando el ofendido fuere alguna de las personas a las que se refiere el apartado 2 del artículo 173, se impondrá una pena de prisión de uno a dos años, o trabajos en beneficio de la comunidad de sesenta a ciento veinte días. En este caso no será necesaria la denuncia a que se refiere el apartado 4 de este artículo.

3. Las penas previstas en este artículo se impondrán sin perjuicio de las que pudieran corresponder a los delitos en que se hubieran concretado los actos de acoso.

4. Los hechos descritos en este artículo sólo serán perseguibles mediante denuncia de la persona agraviada o de su representante legal.
 

JURISPRUDENCIA

Otra de las claves que deben dominar los Abogados Especialistas en Acoso


 

Delito de hostigamiento, acecho o acoso (Stalking). Artículo 172 ter 2 Código Penal. Recurso que presenta interés casacional
STS. 1647/2017, 8 de mayo | «Descargar Sentencia»

“Con la introducción del art. 172 ter CP nuestro ordenamiento penal se incorpora al creciente listado de países que cuentan con un delito con esa morfología. La primera ley antistalking se aprobó en California en 1990.

La iniciativa se fue extendiendo por los demás estados confederados hasta 1996 año en que ya existía legislación específica no solo en todos ellos, sino también un delito federal. Canadá, Australia, Reino Unido, Nueva Zelanda siguieron esa estela a la que se fueron sumando países de tradición jurídica continental: Alemania ( Nachstellung) , Austria ( behrrliche Verfolgung ), Países Bajos, Dinamarca, Bélgica o Italia ( atti persecutori) .

En unos casos se pone más el acento en el bien jurídico seguridad , exigiendo en la conducta una aptitud para causar temor; en otros, como el nuestro, se enfatiza la afectación de la libertad que queda maltratada por esa obsesiva actividad intrusa que puede llegar a condicionar costumbres o hábitos, como única forma de sacudirse la sensación de atosigamiento.

Hemos de convalidar la interpretación del art. 172 ter 2 CP que anima la decisión adoptada por el Jugado de lo Penal refrendada por la Audiencia. Los términos usados por el legislador, pese a su elasticidad ( insistente, reiterada, alteración grave) y el esfuerzo por precisar con una enumeración lo que han de considerarse actos intrusivos, sin cláusulas abiertas, evocan un afán de autocontención para guardar fidelidad al principio de intervención mínima y no crear una tipología excesivamente porosa o desbocada.

Se exige que la vigilancia, persecución, aproximación, establecimiento de contactos incluso mediatos, uso de sus datos o atentados directos o indirectos, sean insistentes y reiterados lo que ha de provocar una alteración grave del desarrollo de la vida cotidiana.

No estamos en condiciones -ni se nos pide- de especificar hasta el detalle cuándo se cubren las exigencias con que el legislador nacional ha querido definir la conducta punible (cuándo hay insistencia o reiteración o cuándo adquiere el estatuto de grave la necesidad de modificar rutinas o hábitos), pero sí de decir cuándo no se cubren esas exigencias.

En este caso, no se cubren.”

 


Palladino Pellón & Asociados – Abogados Especialistas en AcosoConfíe su caso a un equipo de profesionales expertos